PDI registra aumento de 50% en ingreso de haitianos respecto de 2017

Mié, 03/07/2018 - 13:10 -- daniel.maureira

Luego de que la aerolínea Latin American Wings (LAW) anunciara la suspensión de sus vuelos desde Haití hacia Chile por 15 días, apuntando a un alza en el número de haitianos declarados inadmisibles por nuestro país, la PDI informó a La Tercera que entre el 1 de enero y el 4 de marzo de 2018 han sido impedidos de ingresar al país 919 extranjeros de esa nacionalidad a través del aeropuerto Arturo Merino Benítez.

De ese total, más de 230 ciudadanos no fueron autorizados para ingresar por la misma vía entre el viernes y la madrugada del lunes. De esta forma, se da cuenta de que en cuatro días se impidió el paso de cerca de un 25% del total de haitianos rechazados por la PDI.

De ellos, el viernes fueron reembarcadas 69 personas de nacionalidad haitiana retenidas en el aeropuerto y el martes otras 167. Los dos ciudadanos que aún no son embarcados viajarán a Haití en el próximo vuelo disponible.

La masiva prohibición de acceso a Chile de haitianos coincide con la sostenida alza de los migrantes de esta nacionalidad que llegan a nuestro país.

Según registros de la PDI, durante lo que va de este año han ingresado por el aeropuerto internacional de Santiago 28.038 extranjeros de esa nacionalidad en calidad de turistas. Es decir, en promedio han entrado 14 mil al mes.

Durante 2017, la PDI registró el ingreso de 111.746 migrantes de ese país, lo que promedió 9.312 entradas de haitianos al mes en ese período. Así, se registraría en 2018 un incremento de cerca de un 50% al mes respecto del año pasado.

La interrogante que queda es respecto de la razón de los masivos rechazos de ingreso. Indicaron desde la PDI que “se pudo comprobar que las reservas hoteleras que los ciudadanos haitianos presentaron al momento de realizar el control migratorio eran fraudulentas o estaban adulteradas, correspondiendo todas a un mismo hotel”.

Desde la institución explicaron que comprueban la veracidad de éstas a través de oficiales policiales, quienes preguntan al hotel de la reserva. Así, dijeron desde la PDI, son los propios gerentes o encargados del recinto quienes señalan que se trata de reservas falsas y manifiestan su molestia, aludiendo a que es una práctica reiterativa e impiden que verdaderos turistas puedan usar sus dependencias.

Revisa el articulo completo 

La tercera 

La segunda